• Please check your Twitter settings!
  • Adopción de Hábitos Alimentarios Saludables

    Adopción de Hábitos Alimentarios Saludables

    El papel de la familia, los anuncios publicitarios y la escuela, son fundamentales en la adopción o bien modificación de los hábitos alimentarios de los niños. Las nuevas dinámicas familiares y la gran exposición de los niños a los comerciales alimentarios han modificado los patrones de consumo niños originan el aumento de la obesidad infantil.

    Por lo tanto, la educación sobre cómo alimentarse es una herramienta preventiva y promocional que busca el trabajo conjunto entre los padres de familia y los profesores, para lograr modificar conductas no saludables y lograr estilos de vida saludables. No obstante, los hábitos alimentarios se han modificado por factores tales como la menor dedicación y falta de tiempo para cocinar, la pérdida de autoridad en cuanto a la cantidad y calidad de los alimentos que consumen los niños. La publicidad ha contribuido en esta modificación debido a que es un grupo de edad acrítico y fácil de manipular en cuanto al consumo de nuevos alimentos, los que la mayor parte de las veces no son saludables.

    La escuela juega un rol fundamental en la promoción de factores protectores en materia de hábitos alimentarios por lo que resulta un lugar de acción en la implementación de programas nutricionales, en donde la colaboración entre los profesionales de este campo, los profesores, los padres de familia y las autoridadesy sanitarias constituyen un grupo estratégico para promover hábitos alimentarios que perduren hasta la etapa adulta, disminuyendo el riesgo de desarrollar enfermedades crónico-degenerativas.

    LA ALIMENTACIÓN Y LA NUTRICIÓN EN LA EDAD ESCOLAR

    La nutrición como proceso aporta energía para el funcionamiento corporal, regula procesos metabólicos y ayuda a prevenir enfermedades. Beauman C, Cannon G, Elmadfa I, Glasauer P, Hoffmann I, Keller M, et al (2005) hablan de la tridimensionalidad de la nutrición establecen las relaciones entre los alimentos y los sistemas biológicos, sociales y ambientales de cada sociedad.

    Definir a los hábitos alimentarios no resulta sencillo ya que existe una diversidad de conceptos, sin embargo, la mayoría converge en que se tratan de manifestaciones recurrentes de comportamiento individuales y colectivas respecto al qué, cuándo, dónde, cómo, con qué, para qué se come y quién consumen los alimentos, y que se adoptan de manera directa e indirectamente como parte de prácticas socioculturales expresa Moreiras O, y Cuadrado C. (2001) y Ortiz A S, Vázquez V y Montes M. (2005)

    En el caso de la familia, como primer contacto con los hábitos alimentarios ejerce una fuerte influencia en la dieta de los niños y en sus conductas relacionadas con la alimentación y cuyos hábitos son el resultado de una construcción social y cultural acordada implícitamente por sus integrantes. Los hábitos alimentarios se aprenden en el seno familiar y se incorporan como costumbres, una serie de alimentos que conocen a través del acto de comer enmarcado por encuentros entre padres e hijos.

    Por su parte, la publicidad televisiva forma parte del ambiente social humano, que en el caso de su influencia en los hábitos alimentarios de los niños ha ido desplazando a instancias como la familia y la escuela; promoviendo un consumo alimentario no saludable, ya que los niños son más susceptibles de influenciar, debido a que se encuentran en una etapa de construcción de su identidad explica Sauri M. C.( 2003).y por lo tanto son fácilmente manipulables por los anuncios publicitarios que promocionan nuevos alimentos (Herrero C, 2008).

    La educación para la salud como disciplina surge ante la necesidad de proporcionar a las personas los medios necesarios que contrarresten la prevalencia de obesidad con actitudes, conocimientos y hábitos saludables que favorezcan su crecimiento y desarrollo y la prevención de las enfermedades evitables de su edad.

    Palabras clave: alimentación; infancia; programas nutricionales; publicidad; obesidad infantil.

    Beauman C, Cannon G, Elmadfa I, Glasauer P, Hoffmann I, Keller M, et al. The principles, definition and dimensions of the new nutrition science. Public Health Nutr 2005; 8: 695-8.

    García M, Pardío J, Arroyo P, Fernández V. Dinámica familiar y su relación con hábitos alimentarios. Estud Cult Contemp 2008; 14: 9-46.

    Herrero C. El horario infantil en la televisión: de la falta de imaginación a la irresponsabilidad de los mensajes publicitarios. Trast Cond Aliment 2008; 7: 752-66.

    Moreiras O, Cuadrado C. Hábitos alimentarios. Tojo, Barcelona, 2001.

    Moreno J M, Galiano M J. La comida en familia: algo más que comer juntos. Acta Pediátrica Española 2006; 64: 554-8.

    Ortiz A S, Vázquez V, Montes M. La alimentación en México: enfoques y visión a futuro. Estud Soc 2005; 13: 8-25.

    Sauri M. C. Publicidad televisiva, hábitos alimentarios y salud en adolescentes de la ciudad de Mérida, Yucatán, México. Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional Unidad Mérida, México, 2003.

    Para dejar tus comentarios Haz clik aquí

    No Comments

    Comments are closed.

    No Enviar comentario

  • Te comunicamos

  • Calendario

    September 2019
    M T W T F S S
    « Dec    
     1
    2345678
    9101112131415
    16171819202122
    23242526272829
    30  
  • Ubicación

    Teléfono 3002359
    Celular 321-4685462
    Carrera 10A # 134B-32
    Barrio Cedritos - Bogotá, D.C.
  • Contáctenos